10 cosas que pueden provocar que no quieran entrenar contigo

0
1113
10 cosas que pueden provocar que no quieran entrenar contigo

Para aquellos de nosotros que nos hemos enamorado del triatlón, no hay nada mejor que compartir la alegría de entrenar con nuestros amigos y seres queridos.

Sin embargo, lo más probable es que no todos tus amigos y seres queridos estén tan enamorados del triatlón como tú. Así que debes tener en cuenta a tu compañía si alguna vez quieres volver a salir con ellos nuevamente. Para las parejas en particular, un plan divertido puede convertirse en un desastre casi de ruptura.

Estas son algunas acciones comunes que puedes evitar al salir a rodar con alguien:

  1. Aparecer con tu equipación de competición y una bicicleta de carbono con ruedas aerodinámicas cuando se ha dicho que se haría una salida informal. Establece las expectativas de la salida con anticipación.
  2. Escaparte en solitario. Viaja con ellos, no delante de ellos.
  3. Ser competitivo con la otra persona cuando estás en un entreno informal. A menos que esté previamente ya hayáis establecido que habrán momentos de afilar el cuchillo y atacaros mútuamente. A nadie le gusta un presumido.
  4. Dar consejos no solicitados.
  5. Ir por los segmentos de Strava. Déjalo para la próxima vez que vayas solo.
  6. Hablar de carreras con un no competidor. No les importará ni podrán relacionarse.
  7. Esnobismo. Si bien el triatlón es una parte importante de tu vida y has elegido invertir tu tiempo y dinero en el triatlón, eso no es cierto para la mayoría de las personas. El triatlón es costoso y un grupo completo de Dura Ace Di2 es más de lo que la mayoría de la gente necesita. La mayoría de las personas adoptan una actitud más “vestir lo que tienes, usar lo que es cómodo”. Incluso si tus comentarios están dirigidos a otros, tu esnobismo puede hacer que la otra persona se sienta juzgada por su equipo. Reserva tus chistes sobre el material y la ropa hasta que te encuentres entre tus amigos triatletas de élite.
  8. Hablar de peso. Los triatletas están obsesionados con el peso, la relación potencia-peso y el aspecto delgado. Para tus compañeros no triatletas se trata de bromas pesadas.
  9. Hablar de lo en baja forma que estás, especialmente si eres claramente más fuerte que ellos. Y decir cuánto estás disfrutando de este “día libre”, “rodaje de recuperación”, “ritmo fácil”.
  10. Hacre más tiempo, más duro y en un terreno más desafiante de lo que sea cómodo para tu compañero de entreno. Una vez más, establece las expectativas del entreno de antemano y conoce los límites de tu compañero.

Sigue estos consejos y posiblemente consigas que tus amigos no triatletas se acaben convirtiendo, al igual que tú, en unos apasionados del triatlón.

(fuente: Anne-Marije Rook)