Ropa de compresión: ¿realmente funciona?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email

La ropa de com­pre­sión es un com­ple­men­to cono­ci­do por muchos triatle­tas. ¿Real­men­te apor­ta algún bene­fi­cio o se tra­ta sim­ple­men­te de marketing?

Es posi­ble que hayas nota­do que algu­nos anun­cios de estos pro­duc­tos no hacen afir­ma­cio­nes explí­ci­tas sobre la mejo­ra de ren­di­mien­to o la recu­pe­ra­ción aso­cia­da con el uso de la ropa de compresión.

Vea­mos algu­nos cri­te­rios para ayu­dar­te a deter­mi­nar si los bene­fi­cios coin­ci­den con lo que estás buscando.

Aumento del flujo sanguíneo

La pri­me­ra teo­ría detrás de la ropa de com­pre­sión es bas­tan­te sim­ple. Deri­va prin­ci­pal­men­te de la idea de que al man­te­ner la pre­sión sobre una extre­mi­dad, las pren­das de com­pre­sión pue­den mejo­rar el retorno veno­so al cora­zón y dis­mi­nuir la hin­cha­zón local que pue­de ocu­rrir con el esfuer­zo pro­lon­ga­do y la lesión mus­cu­lar indu­ci­da por el ejercicio.

Hay una gran can­ti­dad de inves­ti­ga­ción que ana­li­za estos efec­tos y, de hecho, no se ha encon­tra­do nada que con­fir­me real­men­te esta teoría.

Cuan­do haces ejer­ci­cio, tus múscu­los se con­traen con­ti­nua­men­te y esta con­trac­ción fun­cio­na para com­pri­mir los vasos san­guí­neos con­te­ni­dos en ellos.

En otras pala­bras, el retorno de san­gre al cora­zón ya está bas­tan­te maxi­mi­za­do cuan­do estás entre­nan­do y com­pi­tien­do, por lo que usar ropa de com­pre­sión hace poco para cambiarlo.

Propiocepción y eficiencia al usar ropa de compresión

Un segun­do bene­fi­cio teó­ri­co de la ropa de com­pre­sión es que mejo­ra la per­cep­ción de las arti­cu­la­cio­nes (como si la ropa te estu­vie­ra recor­dan­do en todo momen­to que tus múscu­los están acti­vos) y redu­ce la vibra­ción mus­cu­lar, lo que dis­mi­nu­ye la fatiga.

Aquí la cien­cia se encuen­tra enfren­ta­da. Algu­nos estu­dios han demos­tra­do que una mayor con­cien­cia de las extre­mi­da­des y las arti­cu­la­cio­nes se ha tra­du­ci­do en lige­ras mejo­ras en el man­te­ni­mien­to de una bue­na téc­ni­ca con el tiem­po. Mien­tras que varios estu­dios han demos­tra­do que la ropa de com­pre­sión dis­mi­nu­ye la osci­la­ción ver­ti­cal del múscu­lo, par­ti­cu­lar­men­te al sal­tar o correr, en com­pa­ra­ción con cuan­do no usas este tipo de ropa.

Sin embar­go, nun­ca se ha demos­tra­do que estos hallaz­gos se tra­duz­can en nin­gu­na medi­da de métri­cas de ren­di­mien­to mejo­ra­das en nin­gún deporte.

Los inves­ti­ga­do­res han encon­tra­do repe­ti­da­men­te que los corre­do­res no eran más rápi­dos a cual­quier dis­tan­cia con o sin equi­po de com­pre­sión, y lo mis­mo se encon­tró para los ciclis­tas, a pesar de los efec­tos en la con­cien­cia de la posi­ción y la dis­mi­nu­ción de la oscilación.

Ropa de compresión para mejorar la recuperación

Otro bene­fi­cio teó­ri­co de estas pren­das es que pue­den ayu­dar en la pre­ven­ción de lesio­nes y tie­nen un papel en mejo­rar la recu­pe­ra­ción des­pués de un ejer­ci­cio pro­lon­ga­do o inten­so. Con res­pec­to a lo pri­me­ro, no hay gran­des estu­dios para res­pal­dar esto (y fran­ca­men­te, nin­gún fabri­can­te de pren­das de com­pre­sión se atre­ve­ría a publi­car el recla­mo de la pre­ven­ción de lesio­nes aso­cia­do con sus productos).

En cuan­to a la recu­pe­ra­ción, hay algu­nos hallaz­gos posi­ti­vos que sugie­ren que la recu­pe­ra­ción mejo­ra cuan­do se usa ropa de com­pre­sión, pero aquí nue­va­men­te hay incon­sis­ten­cia y no pare­ce ser cier­to en todos los deportes.

La mayo­ría de los hallaz­gos posi­ti­vos infor­ma­dos sobre la recu­pe­ra­ción se pue­den encon­trar en la lite­ra­tu­ra rela­cio­na­da con el entre­na­mien­to con pesas. Allí, los resul­ta­dos obje­ti­vos a las 24 horas pare­cen ser mejo­res cuan­do se usa ropa de com­pre­sión en com­pa­ra­ción con no usarla.

Ade­más del entre­na­mien­to con pesas, hay poca evi­den­cia cien­tí­fi­ca que sugie­ra que las pren­das de com­pre­sión mejo­ren la recu­pe­ra­ción en cual­quier otro depor­te. Los corre­do­res no mos­tra­ron mejo­ras en las repe­ti­cio­nes en nin­gún inter­va­lo de tiem­po al correr sprints, y los ciclis­tas mos­tra­ron resul­ta­dos similares.

Alivio del dolor muscular

Otro pro­ble­ma que se ha exa­mi­na­do amplia­men­te es el efec­to del uso de pren­das de com­pre­sión sobre la inci­den­cia de dolor mus­cu­lar de ini­cio tar­dío o DOMS.

El DOMS es el resul­ta­do de una lesión mus­cu­lar indu­ci­da por el ejer­ci­cio y se pro­du­ce por la infla­ma­ción e hin­cha­zón pos­te­rio­res que ocu­rren den­tro de las célu­las mus­cu­la­res, a medi­da que el daño se eli­mi­na y repara.

Has­ta la fecha, nin­guno de los muchos estu­dios para ana­li­zar esta cues­tión ha mos­tra­do nin­gún bene­fi­cio en el uso del des­gas­te por com­pre­sión para redu­cir la gra­ve­dad, la dura­ción o la inci­den­cia de DOMS.

Beneficios psicológicos al usar la ropa de compresión

La úni­ca área en la que la ropa de com­pre­sión sigue tenien­do efec­tos posi­ti­vos (y posi­ble­men­te esta sea la razón por la cual este tipo de ropa sigue sien­do tan popu­lar) es el bene­fi­cio psi­co­ló­gi­co. A las per­so­nas les gus­ta cómo se ven con la ropa de com­pre­sión, y les gus­ta cómo se sienten.

Si bien no hay que menos­pre­ciar la impor­tan­cia de estos efec­tos psi­co­ló­gi­cos, vale la pena seña­lar que, con toda pro­ba­bi­li­dad, el bene­fi­cio prin­ci­pal que pro­por­cio­nan las pren­das de com­pre­sión es un impul­so de con­fian­za en uno mismo.

Referencias sobre la ropa de compresión

Azad Engel F, Holm­berg H‑C, Sper­lich • Billy, Engel FA. Is The­re Evi­den­ce that Run­ners can Bene­fit from Wea­ring Com­pres­sion Clothing? Sport Med. 2016

Brown F, Gis­sa­ne C, Howatson G, et al. Com­pres­sion Gar­ments and Reco­very from Exer­ci­se: A Meta-Analy­sis. Sport Med. 2017

Hill JA, Howatson G, van Some­ren KA, Walshe I, Ped­lar CR. Influen­ce of Com­pres­sion Gar­ments on Reco­very After Marathon Run­ning. J Strength Cond Res. 2014

Macrae BA, Cot­ter JD, Laing RM. Com­pres­sion Gar­ments and Exer­ci­se Gar­ment Con­si­de­ra­tions, Phy­sio­logy and Per­for­man­ce. Decem­ber 19, 2019

ETIQUETAS: 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
5 1 voto
Valoración
Quiero estar al día
Avísame de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Subir

Rellena este formulario para entrenar con ADN Triatleta.

Rellena este formulario


Datos personales

Elige tu modalidad

*prueba 15 días gratis para descubrir si nuestra dinámica es lo que buscas

ADN Triatleta: conviértete en mejor triatleta
Logo ADN Ciclista

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Puedes aceptarlas o rechazarlas y también consultar nuestra política de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Puedes aceptarlas o rechazarlas y también consultar nuestra política de cookies

Rellena este formulario para probar 15 días gratis.

Rellena este formulario


Datos personales

*prueba durante unos días para descubrir si nuestra dinámica es lo que buscas

ADN Triatleta: conviértete en mejor triatleta