¿Cuánto beneficio obtienes con el drafting?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email

Estás rodan­do cuan­do de repen­te un triatle­ta más rápi­do te ade­lan­ta e inme­dia­ta­men­te te pones a rue­da. De repen­te vas 5 km/h más rápi­do y te encuen­tras más cómo­do gene­ran­do menos potencia.

No es nin­gún secre­to que ir a rue­da fun­cio­na, pero ¿cuán­ta ener­gía real­men­te aho­rras? ¿Se aca­ban las ganan­cias de ir a rue­da en las subi­das? ¿Son los triatle­tas del cen­tro del gru­po los que aho­rran más ener­gía, o los que están en el fren­te tam­bién se benefician?

Empe­ce­mos por lo básico

Hay tres fuer­zas que debes supe­rar al rodar en bici­cle­ta: el efec­to de la gra­ve­dad, la resis­ten­cia a la roda­du­ra y la resis­ten­cia al vien­to. Cuan­do estás a 30 km/h en una carre­te­ra pla­na, la resis­ten­cia al vien­to repre­sen­ta apro­xi­ma­da­men­te el 80% de la fuer­za resis­ti­va total. Cuan­do aumen­tas tu velo­ci­dad a 50 km/h, la resis­ten­cia al vien­to aumen­ta a un 94%. En pocas pala­bras, cuan­to mayor sea la velo­ci­dad, mayor será la resis­ten­cia. Y cuan­to mayor es la resis­ten­cia, mayor es el bene­fi­cio de rodar a rue­da de alguien.

Enton­ces, ¿cuán­ta ener­gía pue­des aho­rrar al ir a rue­da? Los estu­dios han demos­tra­do reduc­cio­nes de resis­ten­cia de entre el 27% y el 50% para los triatle­tas que van a rue­da, en fun­ción de una serie de varia­bles: el tama­ño y la posi­ción de la bici­cle­ta delan­te­ra, así como la dis­tan­cia des­de la rue­da al fren­te, la direc­ción y la fuer­za del vien­to, y más.

Al obser­var más de cer­ca algu­nos de los estu­dios, pode­mos com­pren­der cuán­to te bene­fi­cias al rodar a rueda.

Beneficios de rodar en grupo

De acuer­do con un estu­dio de 1979, debe­rías poder redu­cir la resis­ten­cia que expe­ri­men­tas has­ta en un 44% cuan­do via­jas en gru­po, supo­nien­do que te hayas posi­cio­na­do correc­ta­men­te en el grupo.

Enton­ces, ¿dón­de está la posi­ción correc­ta? Depen­dien­do del tama­ño del gru­po, gene­ral­men­te es mejor estar en el medio del gru­po con triatle­tas en fren­te, detrás y a cada lado de ti. Esto sig­ni­fi­ca que estás pro­te­gi­do del vien­to des­de cada ángu­lo. No que­rrás estar jus­to en la par­te tra­se­ra, aun­que pue­de pare­cer que ganas la mayor can­ti­dad de corrien­tes de aire allí, el estu­dio des­cu­brió que con los espa­cios que se crean en la par­te tra­se­ra del gru­po en los tiro­nes, no te res­guar­da­rás del vien­to lo mejor que pue­des hacerlo.

Vale la pena seña­lar que los hallaz­gos del estu­dio se basa­ron en la ali­nea­ción per­fec­ta. Depen­dien­do de la can­ti­dad de sola­pa­mien­to y el espa­cio late­ral entre los triatle­tas, la reduc­ción de la resis­ten­cia al vien­to podría ser de 0 a 30%.

Aguanta la rueda

¿Qué tan cer­ca de la rue­da delan­te­ra debes con­du­cir para obte­ner el máxi­mo bene­fi­cio? El siguien­te grá­fi­co mues­tra los dife­ren­tes resul­ta­dos que varios inves­ti­ga­do­res han encon­tra­do al tra­tar de deter­mi­nar la dis­tan­cia ópti­ma de la rue­da delantera:

Gráfico del beneficio para un triatleta de ir a rueda

El estu­dio de 1979 sugie­re que es mejor estar lo más cer­ca posi­ble de la rue­da delan­te­ra, y que los bene­fi­cios dis­mi­nu­yen a medi­da que te ale­jas. Otros estu­dios más recien­tes lle­ga­ron a con­clu­sio­nes diferentes.

Un estu­dio de 2014 sugie­re que es mejor estar a 10 cm de la rue­da del fren­te que estar aún más cer­ca. Un estu­dio de 2016 (eti­que­ta­do como ”pre­sent study” en el grá­fi­co ante­rior) uti­li­zó prue­bas de túnel de vien­to para mos­trar que el efec­to del draf­ting es más fuer­te de cer­ca, pero que no es una rela­ción lineal entre la dis­tan­cia y la reduc­ción de resis­ten­cia. Por el con­tra­rio, Bello­li des­cu­brió que es mejor estar a unos 35 cm de la rue­da delan­te­ra que a 20 cm. Sin embar­go, ten en cuen­ta que la resis­ten­cia aero­di­ná­mi­ca se sigue redu­cien­do en un 38% cuan­do el triatle­ta delan­te­ro está a un metro de dis­tan­cia, una reduc­ción significativa.

A par­tir de estos estu­dios, es difí­cil deter­mi­nar cuál es la dis­tan­cia ópti­ma para man­te­ner las dis­tan­cia entre rue­das. Dicho esto, la tabla ante­rior sugie­re que, siem­pre que te encuen­tres a menos de 40 cm, debe­rías obte­ner un gran beneficio.

Beneficios para el triatleta que está delante

Es obvio que cual­quier triatle­ta que está en un gru­po obtie­ne bene­fi­cio al estar detrás de otro triatle­ta. Pero resul­ta que los triatle­tas que lide­ran un gru­po ‑los que se enfren­tan al vien­to- tam­bién obtie­nen una ven­ta­ja al for­mar par­te de un grupo.

Un artícu­lo de 2007 encon­tró una reduc­ción en la resis­ten­cia del 1,63% para los triatle­tas del fren­te, debi­do a un efec­to de ”empu­je” por par­te de los triatle­tas que esta­ban detrás. Esto pare­ce ser debi­do a que el triatle­ta que va a rue­da lle­na el espa­cio detrás del triatle­ta, ase­gu­ran­do que el aire flu­ya entre ambos triatle­tas, en lugar de per­mi­tir un flu­jo de aire tur­bu­len­to detrás del triatle­ta delantero.

Obvia­men­te, el triatle­ta delan­te­ro toda­vía nece­si­ta usar mucha más ener­gía que el triatle­ta que lo sigue. Pero vale la pena seña­lar que hay ven­ta­jas al estar posi­cio­na­do al fren­te de un gru­po, en com­pa­ra­ción con rodar solo.

Un estu­dio de 2013 lle­gó a una con­clu­sión simi­lar sobre la resis­ten­cia aero­di­ná­mi­ca de dos triatle­tas yen­do a rue­da. A tra­vés de inves­ti­gar la estra­te­gia ópti­ma para las prue­bas con­tra­rre­loj en equi­po y cómo todos los triatle­tas pue­den ren­dir a su máxi­mo ren­di­mien­to. Des­cu­brió que en una línea de cua­tro triatle­tas, la resis­ten­cia del triatle­ta prin­ci­pal se redu­ce en apro­xi­ma­da­men­te un 2 a 3% en com­pa­ra­ción con si via­ja­ban solos. El segun­do triatle­ta en línea expe­ri­men­ta una reduc­ción de apro­xi­ma­da­men­te el 27%, mien­tras que el ter­ce­ro y cuar­to triatle­tas ven reduc­cio­nes de resis­ten­cia de apro­xi­ma­da­men­te el 35%.

De modo que los chu­pa­do­res de rue­das podrían no ser tan horri­bles des­pués de todo.

Ya sea en una con­tra­rre­loj por equi­pos o sim­ple­men­te en tu roda­je de regre­so del tra­ba­jo a casa, un triatle­ta posi­cio­na­do detrás de ti en reali­dad podría ayu­dar­te a rodar más rápido.

¿Hay beneficio yendo a rueda en las subidas?

Como se ha indi­ca­do ante­rior­men­te, cuan­to más rápi­do te des­pla­ces, mayor será la resis­ten­cia que expe­ri­men­ta­rás. Cuan­do subes una cues­ta, tu velo­ci­dad dis­mi­nu­ye y tam­bién la resis­ten­cia al vien­to al que te enfren­tas. En esta situa­ción, supe­rar el efec­to de la gra­ve­dad es lo que gas­ta­rá la mayor par­te de tu ener­gía, no la resis­ten­cia al viento.

Has­ta el 80% de la ener­gía de un triatle­ta pue­de usar­se para com­ba­tir la gra­ve­dad en una subi­da al 6%, en com­pa­ra­ción con apro­xi­ma­da­men­te el 10% para com­ba­tir la resis­ten­cia del vien­to. Com­pa­ra eso con el 80% de resis­ten­cia al vien­to que con­tri­bu­ye a la fuer­za resis­ti­va total que actúa con­tra un triatle­ta en una carre­te­ra lla­na a 30 km/h.

Debi­do a que la resis­ten­cia del vien­to no es un fac­tor tan deter­mi­nan­te cues­ta arri­ba como lo es en las carre­te­ras pla­nas, ir a rue­da pro­por­cio­na menos bene­fi­cios. Debes ser lo más lige­ro posi­ble para supe­rar el efec­to de la gra­ve­dad, en lugar de tra­tar de obte­ner aerodinámica.

Un artícu­lo de 1998 titu­la­do con­clu­yó que a velo­ci­da­des muy len­tas (del orden de 16 km/h o menos) la resis­ten­cia del aire es des­pre­cia­ble, y el bene­fi­cio de ir a rue­da se vuel­ve casi insignificante.

Enton­ces, ¿por qué los pro­fe­sio­na­les siguen subien­do los puer­tos en fila? Para empe­zar, los pro­fe­sio­na­les esca­la­rán a más de 16 km/h en las subi­das, excep­to en los puer­tos más duros. Inclu­so si no aho­rran tan­ta ener­gía como lo harían rodan­do en llano, aún aho­rran algo de ener­gía al ir a rueda.

Y lue­go están los bene­fi­cios psicológicos.

Tener una rue­da para seguir una ascen­sión pue­de ayu­dar­te a man­te­ner el rit­mo, o sim­ple­men­te pro­por­cio­nar­te una moti­va­ción extra para man­te­ner un rit­mo más rápi­do del que podrías llevar.

Esto es algo de lo que todos pode­mos bene­fi­ciar­nos, no solo aque­llos que pue­den esca­lar a más de 20 km/h.

Con­clu­sión

Como hemos vis­to, la inves­ti­ga­ción dis­ta de ser con­clu­yen­te cuan­do se tra­ta de cuan­ti­fi­car los bene­fi­cios de ir a rue­da. Esto se debe a una serie de fac­to­res, entre los que des­ta­ca el hecho de que la reduc­ción de la resis­ten­cia cam­bia con el tama­ño y la posi­ción en la bici­cle­ta del triatle­ta que está delan­te, ade­más de las con­di­cio­nes ambien­ta­les. De todos modos, todos sabe­mos que ir a rue­da es bene­fi­cio­so y una cosa en la que los estu­dios pue­den coin­ci­dir es que se pue­den aho­rrar enor­mes can­ti­da­des de ener­gía median­te un draf­ting correcto.

(fuen­te: Matthew de Vroet)

ETIQUETAS: 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
0 0 votos
Valoración
Quiero estar al día
Avísame de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Subir

Rellena este formulario para entrenar con ADN Triatleta.

Rellena este formulario


Datos personales

Elige tu modalidad

*prueba 15 días gratis para descubrir si nuestra dinámica es lo que buscas

ADN Triatleta: conviértete en mejor triatleta
Logo ADN Ciclista

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Puedes aceptarlas o rechazarlas y también consultar nuestra política de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Puedes aceptarlas o rechazarlas y también consultar nuestra política de cookies

Rellena este formulario para probar 15 días gratis.

Rellena este formulario


Datos personales

*prueba durante unos días para descubrir si nuestra dinámica es lo que buscas

ADN Triatleta: conviértete en mejor triatleta