Los 3 principales enemigos para tu aerodinámica

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email

Hable­mos de aero­di­ná­mi­ca. Tu cuer­po no está bien dise­ña­do para des­pla­zar­se a tra­vés del aire, pero las bicis de triatlón sí que lo están.

Cuan­do peda­leas tie­nes que supe­rar la resis­ten­cia al vien­to. Con el paso de los años y la inves­ti­ga­ción, las nue­vas bicis de triatlón tie­nen un mejor dise­ño con la aero­di­ná­mi­ca en men­te, com­pen­san­do el hecho que el cuer­po humano no está bien dise­ña­do para des­pla­zar­se a tra­vés del aire.

Resistencia aerodinámica al viento

Cada vez que peda­leas con vien­to en con­tra sien­tes el efec­to de la resis­ten­cia al vien­to. Con el fin de avan­zar, debes supe­rar la masa de aire delan­te de ti. La efi­cien­cia aero­di­ná­mi­ca te per­mi­te des­pla­zar­te más rápi­do y con menos esfuerzo.

A mayor velo­ci­dad avan­zas, más resis­ten­cia al vien­to expe­ri­men­tas y con­se­cuen­te­men­te más ener­gía debes ejer­cer para superarla.

Cuan­do los triatle­tas se mar­can el obje­ti­vo  de alcan­zar altas velo­ci­da­des, se cen­tran no sólo en una mayor poten­cia, lo que tie­ne sus limi­ta­cio­nes huma­nas, sino tam­bién en una mayor efi­cien­cia aerodinámica.

La resis­ten­cia aero­di­ná­mi­ca se com­po­ne de dos fuer­zas: la pre­sión del aire y la fric­ción direc­ta (tam­bién cono­ci­da como super­fi­cie de fric­ción o la fric­ción de la piel).

Presión del aire

Un obje­to con­tun­den­te e irre­gu­lar per­tur­ba el aire que flu­ye a su alre­de­dor, for­zan­do al aire a sepa­rar­se de la super­fi­cie del obje­to. Como resul­ta­do de esta resis­ten­cia con­tra el obje­to, se crean regio­nes de baja pre­sión des­de detrás del objeto.

Con alta pre­sión en la par­te delan­te­ra, y baja pre­sión en la par­te pos­te­rior, un triatle­ta, lite­ral­men­te, se está tiran­do hacia atrás.

Para solu­cio­nar este efec­to, los dise­ños aero­di­ná­mi­cos ayu­dan a cerrar el aire con mayor sua­vi­dad en torno a estos órga­nos y redu­cir la pre­sión de arrastre.

Fricción directa

La fric­ción direc­ta se pro­du­ce cuan­do el vien­to entra en con­tac­to con la super­fi­cie exte­rior del triatle­ta y la bici­cle­ta. Los ciclis­tas de con­tra­rre­loj sue­len lle­var der­mo­tra­jes con el fin de redu­cir la fric­ción direc­ta y en el cam­po del triatlón se están estu­dian­do nue­vos mate­ria­les de los tra­jes que per­mi­tan con­se­guir el mis­mo objetivo.

La fric­ción direc­ta es un fac­tor menos impor­tan­te que la resis­ten­cia de pre­sión de aire.

En una carre­te­ra pla­na, la resis­ten­cia aero­di­ná­mi­ca es, con mucho, el mayor obs­tácu­lo para tu velo­ci­dad, que repre­sen­ta el 70 a 90 por cien­to de la resis­ten­cia que expe­ri­men­tas al pedalear.

El úni­co obs­tácu­lo mayor está al enfren­tar­te a un puer­to: el esfuer­zo nece­sa­rio para des­pla­zar­te en bici­cle­ta cues­ta arri­ba con­tra la fuer­za de gra­ve­dad es mucho mayor que el efec­to de la resis­ten­cia del viento.

Redu­cien­do la resis­ten­cia aerodinámica

Los dise­ña­do­res han esta­do tra­ba­jan­do en la crea­ción de dise­ños más aero­di­ná­mi­ca­men­te efi­cien­tes. Algu­nos dise­ños recien­tes se han con­cen­tra­do en el cam­bio de tubos redon­dos u ova­la­dos o tubos en for­ma de lágrima.

Hay un deli­ca­do equi­li­brio entre el man­te­ni­mien­to de una bue­na rela­ción resis­ten­cia-peso al tiem­po que mejo­ra la efi­cien­cia aerodinámica.

Las mejo­ras en las rue­das han supues­to el mayor impac­to. Una rue­da de radios están­dar ha sido com­pa­ra­da en diver­sos estu­dios a una bati­do­ra de hue­vos, crean­do muchos peque­ños remo­li­nos en la zona inte­rior de la rue­da. Las rue­das len­ti­cu­la­res, aun­que gene­ral­men­te son más pesa­das, pro­du­cen menos resis­ten­cia al vien­to y menos tur­bu­len­cia cuan­do giran.

Si bien las mejo­ras en los cua­dros y com­po­nen­tes han mejo­ra­do el ren­di­mien­to aero­di­ná­mi­co, pien­sa que tú eres el mayor obs­tácu­lo para el viento.

La posi­ción del cuer­po es impor­tan­te; los aco­ples te per­mi­ten redu­cir el área de inci­den­cia fron­tal, lo que ayu­da a redu­cir la can­ti­dad de resis­ten­cia que debes supe­rar. La reduc­ción del área fron­tal te ayu­da a aumen­tar tu velo­ci­dad y tu efi­ca­cia con el tiempo.

Ade­más de tu posi­cio­na­mien­to, peque­ños deta­lles como la ropa tam­bién pue­den supo­ner una gran dife­ren­cia en la reduc­ción de tu fric­ción directa.

ETIQUETAS: 

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
5 1 voto
Valoración
Quiero estar al día
Avísame de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Subir

Rellena este formulario para entrenar con ADN Triatleta.

Rellena este formulario


Datos personales

Elige tu modalidad

*prueba 15 días gratis para descubrir si nuestra dinámica es lo que buscas

ADN Triatleta: conviértete en mejor triatleta
Logo ADN Ciclista

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Puedes aceptarlas o rechazarlas y también consultar nuestra política de cookies

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación. Puedes aceptarlas o rechazarlas y también consultar nuestra política de cookies

Rellena este formulario para probar 15 días gratis.

Rellena este formulario


Datos personales

*prueba durante unos días para descubrir si nuestra dinámica es lo que buscas

ADN Triatleta: conviértete en mejor triatleta